Entrenar la velocidad: Entrenamiento asistido

julio 03, 2014
Ivan Feijoo Lopez

En la anterior entrada sobre el entrenamiento de la velocidad hemos visto diferentes métodos resistidos para la mejora de esta capacidad. En esta ocasión, vamos a hablar sobre el trabajo de carrera asistida.

Con esta metodología y mediante el empleo de diferentes medios, como pueden ser una correa o un tapiz rodante, buscaremos alcanzar una velocidad de carrera supramáxima, es decir, mayor de la que se puede lograr en condiciones normales. Basándonos en la evidencia científica, diferentes estudios muestran incrementos en la frecuencia de zancada (Mero & Komi, 1986; Mero & Komi, 1990), actividad eléctrica de la musculatura (Duetz et al 1979, Komi 1983, Gollhofer et al 1984, Mero & Komi 1986), fuerzas de reacción, rigidez muscular, energía elástica almacenada (Ito et al 1983, Mero et al 1987, Mero & Komi (1990), y en el aumento de la eficiencia de la contracción muscular, así como en la técnica de carrera (Mero et a! 1987), durante velocidades supramáximas.

Estos datos que se muestran, como son el incremento en la frecuencia de zancada (y la amplitud de zancada), podrían reportar ciertos beneficios por medio de adaptaciones a nivel neuromuscular alcanzando un mayor rendimiento. El aumento en la actividad muscular, en músculos como el gastrocnemio, se sugiere que es debido a la acción del reflejo miotáctico. Esto también lleva a una mayor rigidez muscular durante el impacto, lo cual repercute a su vez sobre el ciclo de estiramiento acortamiento y un mayor almacenamiento de energía elástica. En la carrera a velocidad supramáxima también se observó un aumento en la producción de fuerza tanto horizontal como vertical. Todo esto conlleva a una mejora en la eficiencia de la técnica de carrera del atleta.

Una vez vistos los beneficios que nos va a reportar el trabajo asistido, vamos a ver y analizar las ventajas e inconvenientes de los diferentes métodos que podemos emplear para llevarlo a cabo.

Correa elásticaasistido correr

Este es un instrumento muy útil, nos permite enfatizar tanto en el arranque (fase inicial), aceleración y en el desarrollo de la velocidad máxima (supramáxima). Por lo tanto, para aceleraciones de corta distancia sería ideal, y para atletas de velocidad experimentados podría emplearse para ser remolcado distancias superiores a 100 metros. Ahora bien, también tiene sus limitaciones, a la hora de controlar la carga de entrenamiento (velocidad con la que está siendo remolcado) esto se torna complicado. Además, es difícil reducir rápidamente la velocidad máxima ante cualquier problema del atleta remolcado.

Pendiente descendente

Otro método es el uso de pendientes. En un estudio de Kunz y Kaufman (1981) se analizó el sprint en una pendiente con un declive del 3%. Los resultados mostraron que el aumento de la velocidad se debe exclusivamente al incremento de la amplitud de zancada. Por lo tanto, este método no tendrá apenas efectos a nivel neural. Además, se concluye que desniveles superiores al 3% conllevan mayores incrementos en la longitud de zancada afectando negativamente en la técnica de carrera. [leer más sobre entrenamiento en cuestas abajo]cuesta

Tapiz rodante

Este dispositivo nos ayudará a alcanzar velocidades supramáximas. En un estudio llevado a cabo por Bywood (1985) se analizó la biomecánica del individuo sobre la cinta a velocidad supramáxima, se observó un gran requerimiento por parte de los músculos isquiotibiales. Además, se incrementaron el torque de extensión de cadera y flexión de rodilla. El estrés sobre el tendón de la corva y el bíceps femoral se incrementa, esto podría ser beneficioso de cara a obtener adaptaciones para  la carrera de velocidad en condiciones normales (bajo un menor estrés). También debemos decir que al correr sobre el tapiz, las diferencias cinemáticas son obvias debido a que la superficie de apoyo se mueve hacia atrás en vez de impulsarse el atleta, esto podría repercutir durante la carrera de velocidad convencional.

Consideraciones

Decir que a la hora de llevar a cabo este tipo de entrenamiento, debemos tener en cuenta una serie de aspectos:

– Es indispensable buscar siempre la máxima velocidad y el mantenimiento de una técnica correcta.

– El atleta no debe ser remolcado a demasiada velocidad, tan pronto como resulte imposible mantener la técnica, debemos detenernos.

– Al tratarse de un entrenamiento de alta intensidad debemos prestar mucha atención a la carga de entrenamiento. El volumen inicial debe ser bajo y progresivo.


Bibliografía

Show »

| Imagen 1 | xlr8.co.nz Imagen 2 | running.competitor.com

Adrian Faccioni. (1994). “Assisted and resisted methods for speed development.” Modern Athlete and Coach.

Mero A, Komi PV.  (1986). “Force-, EMG-, and elasticity-velocity relationships at submaximal, maximal and supramaximal running speeds in sprinters.” Eur J Appl Physiol Occup Physiol.; 55(5):553-61

Henry Heredia Betanse, Santa Mercedes Castillo Limonta, Leandro Forestal Santana, Anisleidis Luis Rodriguez. (2014). “Empleo de los métodos de carrera asistida y resistida  para incrementar la velocidad en los corredores juveniles  de 100 metros de la provincia Santiago de Cuba.” http://www.EFDeportes.com, Revista Digital. Buenos Aires, Año 18, Nº 188.

The following two tabs change content below.

Ivan Feijoo Lopez

Graduado en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte por la Universidad de Vigo. Masajista Deportivo y un gran apasionado del mundo del mundo del fitness, así como de los deportes de raqueta como el tenis y pádel.

No comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR